elPeriódico economía

Viernes, 13 de diciembre del 2019

Economyz

Ficheros positivos: ser buen pagador te puede abrir todas las puertas del crédito

Las entidades tendrían acceso a los ficheros positivos para saber si eres buen pagador

Las entidades tendrían acceso a los ficheros positivos para saber si eres buen pagador // Ferran Nadeu (El Periódico)

Tu Bolsillo

PRÉSTAMOS Y CRÉDITOS

Marta Gracia

Marta Gracia

Pedir un crédito o un préstamo es una tarea complicada y llena de baches. El banco o la entidad financiera va a comprobar si estás en una lista de morosos, es decir, si debes dinero o si no has pagado en tiempo. Sin embargo, esto no supone que si eres buen pagador te lo concedan. Y ¿si en vez de un fichero de deudores se crease un fichero positivo“Se democratizaría la concesión de créditos”, coinciden los expertos.

Mucha gente necesita alguna vez en su vida tirar de dinero prestado, por ello es importante que el acceso al crédito sea abierto. Pero también es importante que los bancos y entidades confíen en el cliente y tengan claro que les van a devolver ese dinero. Los ficheros positivos de solvencia permiten medir la situación de endeudamiento actual del cliente y su capacidad para asumir nuevos préstamos. 

“La idea no es prestar dinero a personas que no lo van a devolver”, apunta Fabrizio Fraboni, representante del Banco Mundial, en la jornada sobre el crédito responsable del Consejo General de Economistas y la Apie. Fraboni asegura que los ficheros positivos, o completos, son la “filosofía más adecuada”, porque como explica: “El dinero se prestaba a personas que no lo necesitaban”. 

Patricia Suárez, presidenta de Asufin, recalca que se ha prestado dinero a quién no lo podía devolver: “Hay que darle el dinero a quien lo puede pagar y la cantidad a la que pueda hacer frente”. Suárez asegura que los ficheros positivos son una herramienta fundamental, “ya que la información que se tenga va a ser más completa y se puede dejar más dinero y más barato”. 

Agustín Puente, especialista en protección de datos y socio de Broseta Abogados, afirma con rotundidad que los ficheros positivos son una herramienta beneficiosa para el sistema, “tanto para la banca como para el consumidor”, ya que “hay que saber quién es buen pagador”. Para el especialista, la información que se estudia ahora es incompleta. 

Por su parte, José Luis Perea, secretario general de ATA, apunta que esta herramienta sería imprescindible para los autónomos, porque “son buenos pagadores”. Perea lamenta que ahora solo uno de cada tres autónomos piden financiación o un crédito y es “por la desconfianza hacia los bancos”. De esta manera, considera imprescindible que cuando un autónomo pida un préstamo o un crédito se mida no solo la solvencia, sino la viabilidad del negocio y su histórico de pago. “Los ficheros positivos van a recuperar la situación de crédito normal”, puntualiza.

“Es difícil encontrar un inconveniente a los ficheros positivos”, afirma Teresa García, responsable de financiación de ING España. No obstante, matiza que es poner información de un cliente propio “que puede ser buen pagador y solvente y pensar que te lo puede robar la competencia”. También lo ve una oportunidad, ya que señala que le obliga a mejorar sus productos y la transparencia de la entidad. García resume que los ficheros positivos podrían democratizar el acceso al crédito, pero insiste en que “debe de estar bien regulado”. 

¿Quién regulará esos datos y qué tecnología se usará?

Esa es la siguiente pregunta. Estos datos son privados y tienen un precio, por lo que sería importante tener claro quién los regulará, quién tendrá acceso a ellos y también qué tecnología se usará. El representante del Banco Mundial apunta que son datos compartidos y que son importante para empresas, bancos, entidades… “pero también para las personas”. 

Patricia Suárez lo tiene claro: “El Banco de España podría ser la institución que de las garantías y que lo regule”. A la presidenta de Asufin lo que más le preocupa de estos ficheros no es que lo vaya a utilizar las entidades financieras, “sino que lo utilicen las empresas de crédito rápido y basura, porque van a tener una información muy valiosa”.

Fernando Tejada, director del departamento de conducta del mercado y reclamaciones del Banco de España, explica que los cambios que afectan a la privacidad de los consumidores se hagan “paso a paso”. Agustín Puente explica que la normativa que regule y proteja a los clientes “es esencial” y no está reñido con que esa información se comparta, “pero hay que hacerlo con garantía”. Por ello se pregunta que quién lo va a regular, porque “lo importante es que no hagan un uso abusivo de la información y limiten quienes van a tener acceso a ella”. 

El experto en protección de datos apunta que la regulación y las garantías pueden ir de la mano de empresas privadas y públicas e incluso de empresas ajenas a todo el proceso de préstamos. “Se necesita un sistema de información que no sea una aplicación”, comenta Puente. Y lo dice con conocimiento de causa, ya que hay algunas que ya utilizan los datos que tienen para preconceder préstamos.

Rolf Cederström, ceo y fundador de Pagantis, señaló en una entrevista a Byzness que valoraba la parte del reglamento llamada Account Aggregation, es una herramienta para que los consumidores puedan compartir de manera más fácil sus datos bancarios con empresas como Pagantis.

“Si yo necesito dar un crédito de una cuantía alta (por ejemplo de 6.000 u 8.000 euros), y quiero hacerlo al instante, esta nueva regulación ayuda mucho a obtener esta información crítica, para que podemos tomar la decisión en tiempo real de si dar el crédito o no. Es un gran instrumento a la hora de analizar la solvencia del consumidor”, señala.

Iniciar sesión 0 Comentarios
cargando