Ciudades post COVID-19: hacia la descarbonización

En España, la ley de cambio climático prevé la descarbonización antes de 2050 impulsando las energías renovables y el coche eléctrico. En este camino, disminuir las emisiones contaminantes en las ciudades se vuelve primordial

Panorámica de la ciudad de Barcelona en enero de 2020.

Panorámica de la ciudad de Barcelona en enero de 2020. // David Zorrakino / Europa Press

Sostenibles

PASOS HACIA LA DESCARBONIZACIÓN

nora-benito-bn

Nora Benito

El cumplimiento del Acuerdo de París conlleva un desafío al maximizar los esfuerzos para limitar el aumento medio de la temperatura por debajo de 1,5º. En España, la Ley de Cambio Climático y Transición Energética prevé la descarbonización antes de 2050 mediante el impulso de las energías renovables y el coche eléctrico, en línea con el Pacto Verde Europeo, una iniciativa pionera que implica un cambio de modelo ambiental y energético. 

Las ciudades suponen hasta el 80% de los consumos energéticos mundiales y, en España, las urbes generan un 30% de todas las emisiones: disminuirlas en los núcleos urbanos se marca en consecuencia como objetivo. Algo que afecta a ámbitos como el transporte, la construcción de edificios o los servicios. Ciudades como Copenhague o Seattle son bandera en la gestión neutra de emisiones de carbono. 

LOS EFECTOS DEL CORONAVIRUS

El estado de alarma y el confinamiento nos hizo también mirar más hacia el cambio climático y sus consecuencias. “Ha habido restricciones a la movilidad y el confinamiento ha conllevado una reducción derivada de la generación de dióxido de carbono y, sobre todo, desde el punto de vista de la circulación de vehículos y paralización de algunas industrias”, indica a BYZness el analista económico y profesor de EAE Business School, Juan Carlos Higueras.

Pero ¿qué pasos se están dando para reconvertir las urbes? Según explica Higueras, “sobre todo se está fomentando el mayor uso del transporte público y de bicicletas, monopatines, y también, en esa transición hacia lo verde, el uso de vehículos eléctricos. El Gobierno ha sacado un plan RENOVE y se ayuda con más cuantía la compra de este tipo de vehículos de emisiones cero”. El objetivo de este Plan 2020 es conceder ayudas para incentivar la sustitución de vehículos antiguos por modelos más limpios. De hecho, 2040 es el año señalado para eliminar los vehículos que no sean cero emisiones del mercado, y diez años más tarde estará prohibida su circulación. 

Tecnología, conciencia ciudadana y legislación son los tres pilares fundamentales en el camino hacia la descarbonización de las ciudades. La solución pasa por implantar medidas como incentivar el uso de vehículos eléctricos y otras formas de movilidad sostenible, la sustitución de calderas o un mayor número de puntos de recarga, entre otras propuestas.

“Ahora vemos que hay carriles para vehículos no contaminantes,que no tienen que pagar el SER (Servicio de Estacionamiento Regulado), pagan más o menos en función de la etiqueta en Madrid, las zonas más céntricas de las ciudades se está impulsando que sean peatonales”, aclara Higueras. Pero ¿cuál es el problema según este experto? Que la contaminación de los vehículos es mínima en comparación con la que generan las grandes industrias. 

EL FUTURO PRÓXIMO

Se dan pasos, aunque pequeños, hacia la descarbonización de las ciudades. En palabras del profesor de EAE Business School, “en las grandes capitales habrá desarrollos más sostenibles en cuanto a construcción de las viviendas, con materiales más ecológicos, más zonas verdes, calles más amplias… Las ciudades van a respetar mucho más el medio ambiente”. 

Desde el Instituto Tecnológico de la Energía señalan que en los próximos años habrá más líneas de investigación y un mayor desarrollo de soluciones tecnológicas para su puesta en marcha.

En este sentido, según indican, ya están trabajando en el diseño de comunidades energéticas locales y cuentan con una planta piloto de gestión digitalizada de la energía, autoconsumo, movilidad eléctrica y almacenamiento. Se trata de “comunidades de usuarios unidos para mejorar sus condiciones energéticas, así como su calidad de vida gracias a la integración de recursos energéticos”, explica el ITE. 

Además de esto, en el ámbito de la movilidad también están impulsando la aplicación MOVER o Smile Markets, en áreas como la distribución de última milla o el transporte entre zonas rurales y los servicios sociosanitarios valencianos.

Iniciar sesión 0 Comentarios
cargando