elPeriódico economía

Jueves, 18 de abril del 2019

Economyz

¿Vamos hacia un futuro sin carne?

Carnes cultivadas en laboratorio, sustitutos de los mariscos y proteínas de insectos... En definitiva, carne sin carne. Lo cierto es que cada vez se consolidan más alternativas de origen vegetal en lugar del consumo de carne

Plato de sushi de carne.

Plato de sushi de carne. // Jordi Cotrina

Sostenibles

INDUSTRIA ALIMENTARIA

nora-benito-bn

Nora Benito

¿El futuro que nos espera no cuenta con la carne derivada de animales tal y como la conocemos tradicionalmente? El 30% de las calorías consumidas a nivel mundial provienen de productos cárnicos, ya sea carne de vaca, pollo o cerdo, según algunas estimaciones que aporta el estudio Our Meatless Future, de CBInsights, que trata sobre el futuro del sector cárnico, aunque de él se desprende que la proteína próximamente no provendrá de las fuentes animales tradicionales.

Entonces, ¿hablamos de carne sin carne? Todo apunta a ello. Cada vez proliferan más startups y empresas en Estados Unidos que utilizan la tecnología para crear productos cárnicos en laboratorios o fabricarlos con alimentos que tienen base vegetal.

Hamburguesas de productos vegetales sin ternera, camarones hechos con guisantes y aperitivos a base de insectos. De hecho, una de las tendencias que marcarán el sector de la alimentación en 2019 son las proteínas vegetales: sustitutos para el sushi, bebidas de café con leche de origen vegetal o hamburguesas a base de plantas como las que hace Impossible Foods, en Estados Unidos. Otra empresa que realiza también hamburguesas con plantas y productos que imitan la carne es Beyond Meat. Por ejemplo, esta entidad está experimentando con un producto de cerdo a base de plantas, tal y como indica el citado informe.

Sin carne: la proteína de los insectos como tendencia

Harinas a base de grillos, gusanos y otros insectos… Ya son varias las empresas que están experimentando con estos nuevos productos en Estados Unidos para elaborar aperitivos o barritas de proteínas con insectos.

¿Los motivos? Estas nuevas industrias alegan que la producción a base de insectos es más eficiente y menos contaminante que la explotación cárnica.

Sustitutos para la carne… y el marisco                            

Pero no solo a la carne le salen sustitutos. También el marisco se puede ver reemplazado por otros productos. Por ejemplo, la startup Good Catch Foods, que elabora, entre otros productos, atún vegetariano y pasteles de cangrejo, tiene como base pescados y mariscos que se hacen con lentejas, garbanzos y otras legumbres. Por su parte, Ocean Hugger Foods también está innovando en este campo: está trabajando para producir anguilas con base de berenjena y sustitutos de salmón a partir de la zanahoria.

Reemplazar alimentos a base de polvos, comidas compactas, carne cultivada en laboratorio, productos cárnicos a base de plantas, proteínas derivadas de insectos o impresión 3D para crear leche sin vacas… No solo el quid de la cuestión está en los laboratorios.

Lo cierto es que las dietas basadas en vegetales, tanto el vegetarianismo como veganismo, cada vez tienen más tirón en nuestro país: el 35% de la población en España afirma que evita la carne roja o está reduciendo su consumo. Tanto por el auge de las nuevas tecnologías e investigaciones en el campo de la alimentación como por los nuevos hábitos de consumo, está visto que la industria cárnica se enfrentará a grandes desafíos en un futuro inmediato.

Iniciar sesión 0 Comentarios
cargando