elPeriódico economía

Jueves, 14 de noviembre del 2019

Economyz

¡Me han robado el iPhone! Así consiguen reactivarlo los delincuentes

Una vez sustraído el iPhone, los ladrones intentarán que caigas en su estafa para que el dispositivo pueda volver a utilizarse. Jugarán con tu paciencia empleando la presión psicológica, para que tomes decisiones precipitadas fruto de tu desesperación.

Si nos roban el iPhone, tenemos que estar serenos para no precipitarnos

Si nos roban el iPhone, tenemos que estar serenos para no precipitarnos // Redacción BYZness

Innovadores

TELEFONÍA

Fran Leal

Fran Leal

El iPhone, o cualquier otro dispositivo móvil, se ha convertido en una prolongación de nuestro cuerpo. Pero es cierto que, a veces, nos descuidamos y podemos tener un disgusto cuando veamos que lo hemos perdido y no lo tenemos.

Peor aún es cuando, ya sea por despiste o por la maña de los cacos, nos lo roban. De hecho, no es raro tener en nuestro entorno amigos o familiares que lo han sufrido. Un móvil de este tipo, y más los modelos más modernos, son muy golosos.

Una vez que nos roban el iPhone, los ladrones intentarán desbloquearlo. ¿Cómo? Investigadores de Kaspersky han desvelado un sistema que utilizan los malhechores para desbloquear los iPhones robados muy peculiar. Y atentos porque viene cargado de presión psicológica e ingeniería social.

El phising, la primera opción...

Según cuentan desde la compañía, lo primero que hacen es apagar inmediatamente el teléfono para evitar ser detectados, y para saber el número extraen la tarjeta SIM. A partir de ahí, y cuando la víctima activa la SIM de reemplazo, esta recibe un SMS que es idéntico a una notificación del servicio Buscar mi iPhone de Apple. En él se le pide que entre, a través de un enlace, a lo que parece el sitio oficial de iCloud (icloud.co.com), para lo que tendrá que introducir las credenciales.

Aquí es donde hay que tener sumo cuidado, pues en la propia dirección tenemos la clave de la estafa. Si prestamos la suficiente atención, veremos cómo la dirección es falsa, pues icloud, en lugar de escribirla con l, está escrita con i mayúscula. Un truco muy burdo pero que, si no estamos atentos, puede ser muy eficaz.

...pero tienen ‘Plan B’

Si hemos sido precavidos y hemos detectado el intento de estafa, los ladrones no desisten, y van más allá del intento de phising. Su manera de proceder, como expone Kaspersky, implica mucha presión psicológica. A fin de cuentas, nos han robado el móvil y queremos recuperarlo, por lo que si nos ponen el caramelo delante, es probable que caigamos en su trampa.

Esta metodología demuestra que “los defraudadores están constantemente mejorando y desarrollando nuevos esquemas, registrando miles de dominios falsos y el número de víctimas no se reduce”, nos comenta Andrey Kostin, Senior Web Content Analyst de Kasperky. No obstante, también reconoce que “ahora, los iPhones están mucho más protegidos contra el acceso no autorizado, por lo que desbloquear el dispositivo sin la intervención de su propietario es casi imposible”. De ahí estas nuevas tácticas basadas en la presión psicológica.

¿Cómo podemos resistir esa presión y no caer en la trampa por culpa de los nervios? Para Kostin, la clave radica en la información: “En primer lugar, debemos comprender que nadie puede acceder a nuestros datos sin ninguna intervención. En segundo lugar, al comprar un dispositivo, es mejor preguntar de antemano qué hacer si nos roban el teléfono o si lo perdemos”. En su opinión, a mayor información, mayor será nuestra tranquilidad y nuestro juicio a la hora de reaccionar a estas prácticas.

Un ejemplo claro es el que vemos en el phising. Si alguien no sabe en qué consiste o no cae en la cuenta de que puede estar ante un caso así, lo más probable es que caiga en la trampa a las primeras de cambio e "introduzca sus datos en un ataque de pánico”, afirma Kostin.

Igual ocurre con la segunda parte del proceso. “Si una persona es consciente de que los estafadores pueden seguir tratando de obtener información a través de llamadas, persuasión y presión psicológica, entonces el número de víctimas será menor”, ejemplifica el experto de Kaspersky, que concluye haciendo de nuevo hincapié en la importancia del conocimiento: “¡Scientia potestas est!”

Pasos a seguir si lo pierdes o te lo roban

Dicho todo esto, si lamentablemente perdemos o nos roban nuestro dispositivo, hay que tener claros los pasos que hay que dar. Para ello, desde Kaspersky aportan una guía de cómo actuar en el caso de vernos en esta tesitura:

  • En primer lugar, activar sin perder tiempo el modo perdido en la aplicación Buscar mi iPhone.
  • Bloquear la tarjeta SIM, contactando con la operadora. Esto es crucial si no está protegida por código PIN (suelen estar desactivados o son muy simples).
  • Si tienes claro que no volverás a verlo, activa el modo para borrar el iPhone.
  • Mucho cuidado con los SMS recibidos o las llamadas de voz, porque nos pueden estar engañando. La información de los mensajes deben coincidir con lo que vemos en Buscar mi iPhone. Si no, hay motivos para desconfiar.
  • Los emails también pueden ser un foco del fraude. Podemos buscar correos auténticos que hayamos recibido anteriormente para cotejar. Si no tenemos ninguno y recibimos un mail, no podemos estar seguros de que no sea fraudulento.
  • Pinchar en los enlaces de los mensajes de texto puede ser nefasto. Lo mejor es entrar de forma manual en icloud.com. Si hemos cometido el error de entrar en una página vía enlace, jamás deberemos aportar la IP de Apple y la contraseña.
  • Es fundamental mantener la calma, porque intentarán ponernos nerviosos para que tomemos decisiones precipitadas.
  • Por último, y por mucho que insistan, no desactives nunca el modo perdido de la aplicación buscar mi iphone.

En este articulo: Tendencias Tecnología

Iniciar sesión 0 Comentarios
cargando