Miércoles, 25 de noviembre del 2020

Economyz

Cinco derechos fiscales o garantías a los que puedes acogerte en pandemia si eres empresario

Repasamos qué opciones tienen las empresas por la vía fiscal para hacer frente a la crisis provocada por el COVID

Imagen de archivo.

Imagen de archivo. // Pixabay

Gestión Empresarial

GESTIÓN EMPRESARIAL

Laura Martínez

Laura Martínez (iAhorro)

En un momento de enorme incertidumbre como el actual, de caída en el consumo tanto interior como en las exportaciones, muchas empresas sufren una caída de sus ingresos que genera a su vez otros efectos negativos como son la caída de la inversión o la destrucción de empleo. Todo unido agrava la situación económica general en un círculo perverso que perjudica la economía en general. 

Por todo ello, las ayudas, deducciones y beneficios que reciben a la empresa son tan importantes, buscando diferentes objetivos, desde continuar con la inversión programada, reducir gastos, cubrir las necesidades de tesorería o internacionalizarse. 

Avales en líneas ICO

Fue de las primeras ayudas en lanzarse. Se trata de una Línea de Avales del Estado para empresas y autónomos gestionada por el ICO a través de las entidades financieras que son las que conceden la financiación a empresas y autónomos para paliar los efectos económicos del COVID-19.

Su principal objetivo es garantizar la liquidez y cubrir las necesidades de circulante de las empresas para que puedan mantener su actividad y el empleo.

Exoneración de cuotas de los trabajadores por ERTE

Tras el último acuerdo firmado a finales de septiembre se mantienen muchos de los ERTE hasta el mes de enero, con deducciones en las cotizaciones que las empresas pagan a los trabajadores. 

En concreto, los ERTE de suspensión dan derecho a que la empresa reciba el 100% de las cotizaciones sociales siempre que no tengan más 50 trabajadores, si su tamaño es mayor recibirán un 90%. Esta exoneración terminará en el momento que finalicen las medidas que obligaban al cierre del negocio. 

Los de limitación de actividad ofrece una bonificación a las empresas de menos de 50 trabajadores del 100% en octubre, 80% en noviembre, 70% en diciembre y 60% en enero. Si superan los 50 trabajadores serán de un 90% en octubre, 80% noviembre, 60% en diciembre y 50% en enero.

Por último, para los ERTE de los sectores más afectados, la exoneración será del 85% hasta enero para las empresas de menos de 50 empleados y del 75% para los que superen esta cifra.

Aplazamiento en el pago de alquiler de locales comerciales

En el mismo sentido que los aplazamientos para ciudadanos, y siempre que se haya producido una caída en la facturación. Se debe acreditar esta caída usando libros contables o certificados de la Agencia Tributaria.

Es importante en esta moratoria que las partes podrán disponer de la fianza para el pago total o parcial de la renta, que deberá ser repuesta en el plazo de un año o lo que reste de contrato. 

Ayudas a la internacionalización

El crecimiento de las exportaciones ha sido un motor importante en la recuperación económica de España tras la anterior crisis financiera, por ello es tan importante potenciar las exportaciones por diferentes vías.

Una es la línea extraordinaria de cobertura de CESCE dirigidas a las empreas que estén internacionalizadas o en proceso de internacionalización y se enfrenten a un problema de liquidez o de acceso a la financiación por el COVID-19. Se entenderá que una empresa está internacionalizada si su negocio internacional represente el 33% de su cifra de negocios o ha exportado regularmente en los últimos 4 años.

En este ayuda CESCE emitirá una Póliza de cobertura a favor de la entidad financiera solicitante que cubrirá como máximo el 80% de las operaciones en el exterior. 

Ayudas a empresas turísticas

Sin duda el turismo es uno de los sectores más afectados por la situación actual. Uno de sus problemas principales es la falta de liquidez. 

Con el fin de asegurar este punto y la viabilidad de las empresas turísticas, se ha suspendido durante un año y sin penalización el pago de intereses y amortizaciones correspondientes a los préstamos concedidos por la Secretaría de Estado de Turismo en programas como: Emprendetur I+D+i, Emprendetur Jóvenes Emprendedores y el Emprendetur Internacionalización.

También existe una moratoria en préstamos con garantía hipotecaria de inmuebles afectos a la actividad turística para todos los Autónomos y empresas que experimente dificultades financieras, determinada si ha producido una caída en la facturación de al menos 40%, debido a la situación actual.

Para ello se deberá solicitar a la entidad financiera que ha concedido el préstamo hipotecario, solicitando tanto la moratoria del principal de los préstamos hasta un máximo de 12 meses como de sus intereses.

En este articulo: Fiscalidad Empresas

Iniciar sesión 0 Comentarios
cargando