elPeriódico economía

Lunes, 23 de septiembre del 2019

Economyz

¿Estrés en el trabajo? Apunta estas ideas para combatirlo

Los problemas asociados al trabajo son una de las causas principales de la alta incidencia del estrés en la población. Repasamos algunas de las propuestas para combatir esta lacra, tanto por parte de las empresas como a título individual

¿Estrés en el trabajo? Apunta estas ideas para combatirlo

Aarón Blanco Tejedor (Unsplash)

Gestión Empresarial

PRODUCTIVIDAD

agustina-barbaresi-bn

Agustina Barbaresi

La mayoría de los españoles convive con el estrés. No es sólo una apreciación de cualquiera que salga a la calle en hora punta en una ciudad y observe el comportamiento de la gente: esta fue una de las principales conclusiones que reveló el estudio ‘360º Wellbeing Survey’ publicado por Cigna este año. Nada menos que el 77% de la población de nuestro país asegura sentirlo diariamente. Y más de la mitad de los que lo sufren (el 51%) coincide en que su trabajo es la principal fuente de preocupación, seguido del estado de sus finanzas personales (24%), su situación familiar (14%) o la salud (5%).

¿Por qué vivimos estresados? Dejando por un momento de lado la situación personal de cada uno, dentro del entorno laboral, las causas son diversas. Por ejemplo, una carga excesiva de tareas, jornadas demasiado largas, dificultad para conciliar trabajo y familia o incertidumbres con respecto a la continuidad en la empresa encabezan la lista de quebraderos de cabeza de los trabajadores.

Sin embargo, a la hora de plantear quién y cómo debe poner remedio al estrés laboral, surgen las dudas. ¿Es uno mismo el que debe gestionarlo o la empresa tiene que tomar las riendas para combatir esta realidad que tanto impacta en sus trabajadores?

El 29% de los sondeados por Cigna demanda que el empleador aporte soluciones a este problema. Precisamente, PriceWaterhouseCoopers presentó este año otro informe que muestra que la mayoría de directivos de empresas comprende la necesidad de crear buenos entornos de trabajo y de ayudar a los trabajadores a desarrollarse y conjugar su vida profesional y personal. Sin embargo, muy pocos hacen algo por cambiar esta situación. Así, desde la consultora señalan algunas medidas que pueden ayudar a aliviar el estrés de los trabajadores y favorecer su crecimiento personal. Por ejemplo, construir espacios laborales agradables y que inviten a la colaboración y el trabajo en equipo; proporcionar soluciones de trabajo flexible pautando con claridad los tiempos de disponibilidad y de descanso; o aumentar los períodos de vacaciones en la medida de las posibilidades de cada corporación.

La importancia de saber parar

Lo cierto es que combatir el estrés no sólo requiere la intervención de la empresa. También implica un ejercicio de “trabajo” personal, tanto exterior como interior. En este sentido, Aritz Urresti, CEO de Goalboxes y especialista en productividad, señala que “hemos de ser conscientes del error que supone vivir a toda velocidad, algo que repercute en nuestra salud, en nuestro trabajo, en nuestro ocio, en nuestros sueños… Saber que lo estamos haciendo de una forma equivocada y que la solución está en desacelerar para poder mirar con perspectiva el entorno en el que nos movemos y que no nos deja avanzar”.

Según este experto, aunque cualquier momento es bueno para levantar el pie del acelerador, ayuda seleccionar algún momento más tranquilo del día para, diariamente, reflexionar sobre si estamos cómodos con el ritmo al que vivimos. Para ello, es clave la planificación y la constancia.

Lograr que el estrés no gobierne nuestra vida no es fácil, es necesario “derribar barreras mentales y adquirir nuevos hábitos de trabajo. Renunciar a la búsqueda del placer inmediato y visualizar el beneficio que este esfuerzo nos proporcionará a largo plazo. Para ello, se necesita constancia, perseverancia y no abandonar nunca ese camino marcado”, recalca Urresti.

Vida sana dentro y fuera de la oficina

Además de la mente, también es importante cuidar el aspecto físico, ya que muchas veces el estrés se somatiza en forma de dolores de cabeza o eccemas, entre otras dolencias. Desde la empresa de coworking Spaces, apuestan por las llamadas “pausas activas”. Explican que es una de las técnicas en auge para combatir el síndrome del trabajador quemado y que consiste en establecer “descansos de, aproximadamente, 10 minutos”, en los que se establece “una rutina corta de ejercicios físicos concretos y que se pueden realizar en la misma oficina. Los mismos allanan el camino para que el empleado pueda alcanzar un menor nivel de estrés cuando realiza su trabajo”.

Más allá de la esfera laboral, llevar unos hábitos de vida saludables puede contribuir a aliviar el estrés y la ansiedad. Así, según el estudio de Cigna, la inmensa mayoría de los que sufre esta condición, intenta gestionarla de forma personal y sin acudir al médico (sólo el 19% realiza una consulta en este sentido). Entre las formas de luchar contra el estrés, la actividad física es la vía más común (el 47% recurre al deporte), seguido de hablar con familia y amigos (45%), dormir lo necesario (37%), tener una buena comunicación con los compañeros de trabajo (29%) o comprar (25%).

En este articulo: Productividad RRHH Liderazgo Empresas

Iniciar sesión 0 Comentarios
cargando