Así es el nuevo acuerdo de buenas prácticas elaborado por y para el sector delivery

Tras meses de diálogo, los trabajadores del sector delivery han sido escuchados y "por fin" están respaldados por un acuerdo de buenas prácticas entre plataformas y asociaciones.

Así es el nuevo acuerdo de buenas prácticas elaborado por y para el sector delivery

ELPERIÓDICO

Empresarios

SECTOR DELIVERY

Lidia Alvarez Byzness

Lidia Álvarez Vellido

La crisis sanitaria ha hecho que las plataformas de reparto a domicilio adquieran un rol imprescindible, tanto en nuestra sociedad como en los comercios y establecimientos de restauración. 

Determinado como servicio esencial durante el confinamiento, el sector delivery se convirtió en esta etapa de la pandemia imprescindible para todas aquellas personas aisladas en casa y que comenzaron a cambiar sus hábitos de consumo hacia las compras online, así como primordial para la supervivencia de los negocios durante el cierre forzado. 

Los mensajeros son una parte primordial de este ecosistema y así se ha demostrado. Por eso queríamos escucharles y construir una relación que es importante entre las plataformas, trabajadores y asociaciones”.

Así lo explica en una entrevista a Byzness David Guasch, director general de Stuart en España y una de las personas que ha liderado un hito histórico para el sector: el acuerdo de buenas prácticas entre las plataformas digitales de delivery y asociaciones de repartidores que, aunque viene de muy atrás, se anunció el pasado 8 de julio.

Con un proceso “largo y difícil” debido a la cantidad de actores que engloban el sector, Guasch destaca dos puntos clave de la alianza.

Por un lado, la existencia de numerosos repartidores que creen en este modelo de trabajo autónomo y de relación mercantil y por otro lado, la disposición de las plataformas a escuchar a los mensajeros y en cierto modo, dar respuestas a estas inquietudes que puedan tener.

5 puntos básicos

Deliveroo, Stuart, Glovo y Uber Eats; han sido las plataformas que han firmado junto a la Asociación Española de Riders Mensajeros (Asoriders), la Asociación Profesional de Riders Autónomos (APRA) y la Asociación Autónoma de Riders (AAR); este acuerdo compuesto por cinco puntos que busca mejorar e impulsar el desarrollo de este sector en nuestro país

  • Potenciar las medidas de higiene: “El primer punto es un compromiso para que las condiciones de trabajo sean lo más seguras posibles dentro de la crisis sanitaria que hemos vivido y estamos viviendo” explica Guasch. La protección de los repartidores y la coordinación con los restaurantes y establecimientos, así como mantener la distancia de seguridad son algunos de los aspectos de esta cuestión. 
  • Situación de emergencia meteorológica: Esta ha sido una de las principales peticiones que venían recogiendo las principales Asociaciones por parte de los mensajeros. “Sabemos que en el mundo de la última milla cuando hay lluvia los pedidos se disparan y  la calle es más peligrosa, por lo que nos hemos puesto de acuerdo para ver cómo actuar en esta situación” priorizando siempre la seguridad de los repartidores.
  • Lucha contra el fraude: En este aspecto Guasch asegura que “es algo que los repartidores vienen reclamando desde hace tiempo y hemos detectado que existe un mercado negor en el que algunos mensajeros subcontratan su cuenta de forma no autorizada a terceras partes. Esto supone un grave perjuicio a los mensajeros que usan su cuenta de forma normal y autorizada y por nuestra parte nos comprometemos a luchar contra este fraude”.
  • Diálogo y transparencia: Estos son los dos últimos puntos del acuerdo. Por un lado, garantizar un diálogo permanente entre ambas partes ya que “esto no es solo firmar y olvidarnos”. Por otro lado, las plataformas se comprometen, además, a informar de los cambios operativos relevantes que puedan afectar a los repartidores para darles estabilidad y confianza.

El sector se adapta a esta “nueva normalidad”

Además, la plataforma tecnológica que conecta a negocios y mensajeros independientes de la que es director en España Guasch, ha detectado varias tendencias a las que el sector delivery de última milla va a tener que hacer frente y adaptarse en esta “nueva normalidad”.

La personalización y potenciación de la marca es una de ellas ya que tras la cuarentena las pymes españolas (un 84%) valoran más la contratación de partner tecnológico que les permita gestionar sus envíos sin pagar comisión. 

Otra de estas tendencias es la reducción del impacto medioambiental con vehículos ecológicos como la bici o la moto eléctrica, lo que permitirá a los negocios añadir y eliminar entregas en base a las actualizaciones en tiempo real. 

Por último, otras de las tendencias a las que el sector se deberá adaptar será a los envíos y devoluciones programadas, un servicio concertado previamente con el cliente para que el pedido llegue un día determinado y en una franja horaria de 15 minutos; lo que hace que se reduzcan los envíos no entregados por ausencia del receptor; así como la externalización de la tecnología logística a plataformas para que los negocios puedan gestionar su flota. 





 

En este articulo: Mundo post coronavirus

Iniciar sesión 0 Comentarios
cargando