elPeriódico economía

Jueves, 12 de diciembre del 2019

Economyz

Día del Trabajo: Job sharing y otras nuevas formas de empleo que triunfan

La economía avanza hacia unas zonas hasta hace unos años desconocidas. El mercado laboral le acompaña en esa evolución

El job sharing es una práctica muy extendida en Europa, aunque aún no ha llegado a España

El job sharing es una práctica muy extendida en Europa, aunque aún no ha llegado a España // Unsplash

Empleo

NUEVO MERCADO LABORAL

Marta Gracia

Marta Gracia

La economía está en constante evolución. El mercado laboral forma parte de ella, por lo que también está en plena transformación. Han entrado en juego nuevas generaciones de trabajadores, que son nativos digitales y que han llegado dispuestos a revolucionar la forma de trabajar. Entre la disparidad de perfiles existentes en las empresas, se observa una necesidad generalizada entre todos ellos: flexibilidad laboral. Esto ha hecho que las compañías tengan que reinventar sus modelos.

De hecho, cerca de 6 de cada 10 empresas españolas ya dispone de jornadas con horarios flexibles, aunque reconocen que solo el 17% lo tiene en vigor para todos sus empleados, según la Asociación de Mujeres Empresarias y Directivas de Navarra.

Esta flexibilidad laboral ha dado lugar a nuevos puestos de trabajo que ni siquiera se imaginaban hace tan solo unos años como pueden ser: Crowd employment, se trata del uso de una plataforma online por parte de empresas o trabajadores donde contactan con otras empresas o trabajadores para que proporcionen servicios o productos específicos a cambio de una remuneración; Casual Work, éste no se rige por horarios y solo son contratados para suplir necesidades puntuales, y ahora también Job sharing.

¿QUÉ ES EL JOB SHARING?

Job sharing ha revolucionado el mercado laboral europeo, tal y como señalan desde IMF Business School. Según la consultora alemana Robert Half, 1 de cada 4 empresas en Europa ya oferta este tipo de puestos, cifra que aumenta hasta el 48% en el caso de Reino Unido. Sin embargo, en España cuesta encontrar empresas que ya lo estén implantando.

Para Carlos Martínez, presidente de IMF Business School, "el mercado laboral vive un momento de transformación en todos los aspectos y tanto las empresas como las escuelas y universidades estamos obligados a adaptarnos a él y formar a empleados capaces de dar respuesta a estas nuevas demandas. Por ese motivo, desde IMF Business School trabajamos y desarrollamos nuestros programas de la mano de empresas líderes en cada uno de los sectores”.

El reparto de horas puede variar en función de las necesidades, ya que pueden trabajar los mismos días en diferentes turnos o días diferentes y si van a compartir trabajo o van a tener tareas separadas. Si se comparten tareas pude fijarse un día para comunicarse y fijar reuniones. En Europa (Suiza, Reino Unido o Alemania como principales exponentes) el compartir el trabajo se ha convertido en una fórmula relativamente frecuente, sobre todo en universidades y oficinas del Gobierno y algo menos en el sector privado. Muchas de las empresas que utilizan este sistema lo están poniendo en práctica en la realización de tareas repetitivas, porque resulta complicado encontrar una pareja de trabajadores que estén completamente coordinados.

IMF Business School ha analizado cuáles son las características que definen esta nueva forma de trabajar:

  • Un equipo formado por dos. Así es. Esta nueva forma de trabajar requiere de dos empleados. Ambos trabajan codo con codo en todas las  abores a llevar a cabo.
  • Un solo puesto. En esta nueva forma de trabajar los dos empleados comparte un único puesto con todo lo que ello conlleva: horario, tareas, responsabilidades.
  • ¿Qué sucede con el sueldo? También se comparte. Este reparto aumenta de forma destacada la flexibilidad de los empleados, que pueden conciliar más fácilmente su vida laboral y familiar. Como contraparte negativa, repartir el horario puede hacer que el sueldo se reduzca.
  • Dos modalidades bien diferenciadas. Responsabilidad compartida, son iguales y comparten todas las responsabilidades del trabajo. Responsabilidad dividida, aquellos casos es los que es más fácil de dividir el proyecto en tareas específicas.
  • El buen rollo, clave del éxito. Este tipo de puesto sólo funciona cuando los dos trabajadores se llevan bien y existe una relación de igualdad, así como una comunicación eficaz y regular.
Iniciar sesión 0 Comentarios
cargando