elPeriódico economía

Lunes, 23 de septiembre del 2019

Economyz

España quiere ser un país de 'sisis': así son los jóvenes que estudian y trabajan

En España hay 714.500 jóvenes de 16 a 29 años que trabajan y estudian, los conocidos como 'sisis'

El número de jóvenes que estudian y trabajan aún no ha recuperado niveles previos a la crisis

El número de jóvenes que estudian y trabajan aún no ha recuperado niveles previos a la crisis // Unsplash

Empleo

COMPATIBILIZAR TRABAJO Y ESTUDIO

Marta Gracia

Marta Gracia

“Para mi estudiar y trabajar supuso más beneficio que sacrificio”. Así de rotunda es Raquel Roy con su decisión de ser una ‘sisi’. Carmen Jiménez está de acuerdo: “Aprendía a organizarme, a saber lo que costaban las cosas”. Ambas jóvenes han estudiado y trabajado a la vez y aseguran que les ha beneficiado para su futuro laboral.

Carmen Jiménez tiene 29 años y durante 2018 fue una de las 714.500 jóvenes que estudiaba y trabajaba a la vez. “Empecé a trabajar por ganar un poco de independencia económica, así que busqué un trabajo a media jornada por las tardes, que me permitía ir a clase por la mañana”, explica.

Por su parte, Raquel Roy fue una ‘sisi’ en 2013, uno de los peores años de la crisis económica. “Estaba trabajando, se me acabó el contrato, no sabía qué hacer, necesitaba hacer prácticas en algún sitio para tener más experiencia y en esos momentos no había trabajo ni prácticas ni nada, de la única forma que había era hacer un máster que te diera prácticas”, comenta.

Ambas coinciden en que tuvieron que hacer un esfuerzo para no perder privilegios de estudiantes, pero mereció la pena. “Aprendí a organizarme y a gestionar muy bien mi tiempo para llegar a todo lo que tenía que hacer”, asegura Carmen y añade que “aprendí lo que costaba ganar el dinero y a ahorrar, porque al principio me gastaba casi todo lo que ganaba”.  Por su parte Raquel ve más beneficios que sacrificios en trabajar y estudiar a la vez: “Gracias a esta decisión pude entrar en Imaginarium y que me hicieran contrato. Además, gracias a esta experiencia estoy donde estoy ahora”.

Los sacrificios fueron desprenderse de tardes en el sofá viendo la televisión o algunas vacaciones con amigos, “pero por lo demás lo hacía todo, salía, estudiaba, trabajaba”. Raquel señala que ese año “iba mal de tiempo, con mucho agobio”, pero asegura que podía hacer de todo “ya que es cuestión de organizarse. Es un tiempo de ir corriendo de un lado para otros”

Los ‘sisis’ van ganando terreno

La crisis económica que sufrió España trajo consigo muchos términos nuevos y conceptos que no conocíamos. El paro llegó a cifras desorbitadas y unos de los colectivos que más sufrió fue el de los jóvenes. En estos años llegaron los denominados ninis. Jóvenes de 16 a 29 años que ni trabajan ni estudian. Alcanzaron su máximo en 2012, un año muy duro de la crisis, cuando más 1,65 millones de jóvenes ni estudiaban ni trabajaban.

Pero desde ese momento la cifra se ha ido reduciendo hasta los 1,013 millones de jóvenes que son ninis. La cifra más baja desde el cuarto trimestre de 2007. En el otro lado de la balanza vemos al número de jóvenes que estudian y trabajan, los ‘sisis’, que en 2018 han aumentado en 98.900 personas hasta los 714.500, según los últimos datos de la Encuesta de Población Activa.

En este punto aún estamos lejos de recuperar datos previos a la crisis. Al cierre de 2007, el número de ‘sisis’ superaba el millón de jóvenes. Pero esta cifra se ha ido reduciendo hasta el cuarto trimestre de 2014, cuando tocó su mínimo en 564.000 ‘sisis’. Desde esa fecha, los jóvenes que se forman mientras trabajan ha ido subiendo. Algo que podría ser un síntoma de buena salud económica.

“Desde no hace mucho tiempo la formación continua se ha vuelto una necesidad. Las empresas demandan profesionales constantemente actualizados, y en esto la formación online ha facilitado mucho las cosas”, aseguran desde IEBS. Cada vez es más común escuchar gente que realiza una formación online, un taller, conferencia o webinar. Normalmente estas formaciones son de poca duración, pero permite al usuario conocer en poco tiempo una herramienta o metodología para aplicar en su entorno de trabajo. “Es por eso, por lo que cada vez más jóvenes se animan a formarse”, añaden.

Alumnos de escuelas de negocio

En esta escuela de negocios (IEBS) los alumnos son de un perfil senior, sí que han notado que en algunas áreas el perfil es más joven, como por ejemplo el master en SEO o Community Management, donde se apuntan o solicitan información estudiantes de más baja edad. Por supuesto, “son dos perfiles muy solicitados dentro de las empresas digitales”.

La crisis agudiza el ingenio sin duda, pero según matizan desde IEBS lo que hace la crisis es crear nuevas profesiones que atraen a los nuevos candidatos. Seguramente si la mayoría de los jóvenes de hoy intentarán explicar a sus abuelos a qué se dedican les sería bastante difícil. “La sociedad ha cambiado y los empleos con ella, quizás este cambio era el que necesitaban para encontrar la motivación que les faltaba”, puntualizan.

Desde la escuela de negocios se atreven a augurar que cada vez más jóvenes se atreverán a emprender o a trabajar en lo que más les gusta. Esto les supondrá tener un perfil multitasking y “gracias a la formación online serán capaces de compaginar el aprendizaje continuo con su profesión”.

En este articulo: Búsqueda Empleo

Iniciar sesión 0 Comentarios
cargando