Miércoles, 25 de noviembre del 2020

Economyz

Apuestas online: un peligroso gancho para los jóvenes abierto 24 horas

Cada vez son más jóvenes quienes hacen un uso abusivo del juego online. Esto, que está derivando en un aumento de los casos de ludopatía, conlleva graves consecuencias para ellos, tanto a nivel psicológico como económico

Foto de archivo de un joven de Barcelona conectado a una página de juego online.

Foto de archivo de un joven de Barcelona conectado a una página de juego online. // Álvaro Monge (EL PERIÓDICO)

Económicos

JUEGO Y LUDOPATÍA

Fran Leal

Fran Leal

Este domingo, 22 de diciembre, tiene lugar uno de nuestros mayores ritos como sociedad, previo a las fiestas navideñas. Llega el sorteo de la Lotería de Navidad. Es común compartir participaciones con familiares, amigos e, incluso, compañeros de trabajo con la ilusión de que, este año sí (como todos), nos llevemos un pellizco importante y nos desahoguemos un poco económicamente.

Hasta aquí, no parece que haya mucho que recriminar, siempre que no se nos vaya de las manos la compra de boletos. Sin embargo, y más allá de las casas de apuestas físicas, sobre las que sobrevuela una fuerte polémica social y política, el juego online continúa creciendo. No está en las calles; ni lo vemos, ni lo oímos, pero está ahí, en la red y en cualquier momento.

El juego online se dispara y la ludopatía también

En España, entre los meses de diciembre de 2013 y 2018, el número de jugadores activos online se ha triplicado, pasando de 284.497 a 828.006. Los datos, publicados por la Dirección General de Ordenación del Juego (DGOJ), dependiente del Ministerio de Hacienda, reflejan además que, no solo se ha multiplicado por 3 el número de jugadores, sino que también lo ha hecho, y en mayor medida, el dinero apostado. Al cierre del tercer trimestre de 2019 (últimos datos publicados), el importe que supone todo el juego online ascendía a casi 14.000 millones de euros, mientras que en 2013, también al final del tercer trimestre, ‘solo’ se alcanzaron los 4.120 millones.

Pero, ¿cómo está aumentando a este ritmo el juego online? El problema, lógicamente, no está en Internet, sino en que “las empresas que se dedican al juego lo utilizan para multiplicar su alcance”, afirma María Guerrero, psicóloga de Qustodio, plataforma especializada en la seguridad y el bienestar digital para las familias. Según apunta la experta, el rotundo éxito del juego online se debe a lo fácil y cómodo que es acceder a él: “A diferencia de las casas de apuestas, las webs de apuestas online consiguen llegar a todas partes, al estar disponibles las 24 horas al día, los 7 días de la semana, desde cualquier dispositivo electrónico con conexión y sin la necesidad de contar con dinero en efectivo”.

Además, el bombardeo publicitario en todo tipo de soportes de estas webs hace muy complicado escapar de su impacto. Según datos de la propia DGOJ, entre publicidad, bonos, afiliados y patrocinio, los gastos asociados a la promoción del juego online superó en el tercer trimestre de 2019 los 82 millones de euros. 

Todo esto, está derivando en un aumento de los casos detectados de ludopatía. Como afirma en Top Doctors Joaquín Descals, psiquiatra y director médico del Centro Triora Alicante, el aumento de la oferta y esa facilidad en el acceso al juego online está asociado directamente al “incremento de personas que hacen un uso excesivo e incluso desarrollan una completa adicción como es la ludopatía”. De hecho, según el doctor, “en Triora, las consultas relacionadas con juegos de azar, tanto en salones de apuestas como juego online, se han visto triplicadas en el último año”.

Los jóvenes, los más expuestos

Hace unos años, el perfil de la persona que sufría ludopatía en España respondía a un hombre de mediana edad y casado, entre 35 y 45 años, según apuntan desde Qustodio. Sin embargo, esto está cambiando como alertan numerosos estudios, y son los jóvenes entre 18 y 25 años los que han tomado la delantera en esta peligrosa carrera.

“No hay que olvidar que la ludopatía es una adicción como puede serlo el alcoholismo o la drogodependencia”, advierte Guerrero. Esto, unido a la juventud, hace que sea mucho más complicado de combatir que en otras franjas de edad. Según apunta la psicóloga, “una persona adicta a las apuestas se sentirá inquieta, irritable o, incluso, deprimida si intenta reducir las veces que apuesta ya que, cuando lo hace, experimenta sensaciones de impulsividad y euforia. Unos sentimientos que afectan mucho más a los jóvenes”, argumenta.

Otra de las graves consecuencias derivadas de este abuso del juego online es la económica, pues la adicción en ocasiones lleva a estos jóvenes a apostar lo que no tienen, entrando así en un círculo vicioso del que salir no es nada fácil. “Al no tener ingresos propios, apuestan el dinero de sus padres o de sus amigos, y esto les lleva a sentirse culpables y a intentos desesperados por saldar las deudas con más apuestas”, resume Guerrero.

Métodos para evitar el abuso

Obviamente, el autocontrol y la prevención son las armas más eficaces para no caer en la ludopatía. Por ello, si vemos que se nos está yendo de las manos, podemos recurrir a diferentes herramientas para limitar nuestra exposición y acceso al juego. Una de ellas es la que ofrece Qustodio, que nos permite bloquear webs y apps. “Gracias a ello, la persona que cree que puede ser adicta al juego online puede autolimitar el acceso a páginas webs de casas de apuestas o impedir la descarga de juegos y aplicaciones que puedan incitar a la ludopatía”, indica Guerrero.

Reconocer que tenemos un problema es, siempre, el primer paso para ponerle solución, y desde Qustodio destacan que “cada vez más adultos utilizan nuestra herramienta para bloquear contenidos de juego online en sus propios dispositivos, y no solo en los de los más pequeños”. De hecho, bet365 “es la web más bloqueada por los usuarios mayores de edad, seguida de deporte-online.net y betfair”, concluye Guerrero.

Iniciar sesión 0 Comentarios
cargando