elPeriódico economía

Sábado, 21 de septiembre del 2019

Economyz

¿Cómo fijar el precio de tu hora de trabajo si prestas un servicio?

Poner los precios a los productos puede llegar a ser relativamente fácil analizando a la competencia pero, ¿qué pasa cuando hay que determinar el coste de un servicio? Te damos distintas técnicas que te ayudarán a ponerle precio a tu hora de trabajo.

Maxime Agnelli. // Unsplash

Maxime Agnelli. // Unsplash

Autónomos

Información para autónomos

Lidia Alvarez Byzness

Lidia Álvarez Vellido

No es lo mismo establecer el precio a un producto físico que determinar el coste que tendrá algo tan intangible como es tu hora de trabajo.

Costes mensuales, horas trabajadas, análisis de la competencia, tiempo dedicado a las gestiones de la empresa e, incluso tener claro los días libres que quiere tener al año; son algunos de los factores que se debe estudiar detenidamente a la hora de establecer el precio de tu servicio.

Aquí te damos algunos de estos factores a tener en cuenta antes de ponerle precio a tu hora de trabajo:

  • ¿Qué beneficio quieres tener?: Lo primero de todo será establecer el beneficio estimado que quieres adquirir al mes. Éste será el beneficio como negocio, ajeno a tu sueldo, del cual no te debes olvidar. Ser autónomo es una montaña rusa ya que un mes podrás tener una gran cantidad de trabajo, mientras que en otra temporada la actividad laboral puede bajar de forma abismal. Además, también dependes de posibles cancelaciones en los pedidos, riesgos financieros o problemas a la hora del cobro; por lo que procura tener “un colchón económico” con el que contar si ocurre algo inesperado.

  • Estipula tu sueldo: A ajeno a los beneficios que consigas al mes como negocio no tendrás que olvidarte de ponerte un sueldo ya que también es un gasto que sale de tu caja aunque también deberá ser una cantidad realista que te puedas permitir.

  • ¿Cuántas horas tienes pensado trabajar?: Deberás estipular el tiempo que dedicarás al negocio ya que será el momento en el que estés produciendo y por lo tanto, el dinero que está “entrando” en la empresa. Una vez tengas decididas las horas que trabajarás a la semana calcula cuántas son en todo el mes.

  • Días libres: Además de los fines de semana, ¿tienes pensado librar algún día más? Las vacaciones de verano, las de Semana Santa, los días festivos (en este caso es recomendable coger aquellos festivos que se celebren en la ciudad donde tú realizas la mayor parte de los servicios). Todos estos días serán horas en las que no estés trabajando y, por lo tanto, no estás produciendo.

  • Otros días sin trabajar: Eres humano y, por lo tanto, puedes tener gripe y no poder desempeñar tu actividad laboral. Aunque ésto no ocurra, “ponte siempre en lo malo” y determina algunos días por enfermedad o simplemente por inactividad.

  • Horas dedicadas a otros temas: Estipula el número de horas que dedicas a reuniones, el tiempo que usas para hacer facturas o las gestiones de la empresa o, incluso, a escribir un post sobre el tema del que eres experto en el caso de que tengas una web.

  • Gastos: Comienza a sumar todos aquellos gastos que conlleva tu negocio, desde material, si es necesario, hasta gastos corrientes como el agua, la luz, el teléfono que usas para trabajar o la mensualidad de autónomos. En general, debes calcular el desembolso de los gastos que son imprescindibles y exclusivos de tu negocio.

  • Estudiar a la competencia: Ver los precios y la calidad del servicio del resto de empresas pertenecientes a la misma actividad económica ayudará a establecer el coste de tu trabajo para los clientes. Para ello podemos usar las populares herramientas de comparación de precios que existen. Con esta información deberemos determinar qué técnica competitiva seguir.

  • Posicionamiento: En relación con lo anterior, posicionarse para satisfacer las demandas de los clientes puede hacer que varíe el precio de tu servicio. En este sentido, si la gente valora el servicio estará dispuesto a pagar más


Exsite más de una herramienta en las que introduces éstos u otros datos y te recomiendan un precio para tu hora de trabajo. Un ejemplo de esto es la Calculadora Freelance.

En este articulo: Autoempleo

Iniciar sesión 0 Comentarios
cargando