elPeriódico economía

Lunes, 14 de octubre del 2019

Economyz

Cómo ahorrar hasta 3.000 euros al año en el pago de tus facturas

Para alcanzar las metas financieras que nos marcamos, los expertos siempre recomiendan ser disciplinados y comenzar desde lo más básico a lo más complejo

Cómo ahorrar hasta 3.000 euros al año en el pago de tus facturas

Pixabay

Ahorro e Inversión

FINANZAS PERSONALES

Héctor Chamizo

Héctor Chamizo

La base del ahorrador, enfatiza Victoria Torre, analista de producto de Self Bank, se basa en hacer “ajustes en la partida de gastos que tenemos en la economía de nuestra casa”. Y es que no siempre llevamos muy bien el presupuesto del hogar que puede comenzar en lo que “pagamos de luz, de teléfono o de otros suministros”, añade la experta.

Manteniendo este mismo hilo, un último informe elaborado por Rastreator.com expone que las familias españolas pueden ahorrar más de 3.000 euros al año en sus facturas eligiendo los mejores proveedores y poniendo en práctica algunas medidas de eficiencia en el hogar. Es decir, la comparativa se antoja como un factor diferencial si pretendemos evitar gastos en el largo plazo. 

El estudio, que se centra en comparar los mejores proveedores de servicios como tarifas de telefonía móvil, e internet, seguros, gas y electricidad o hipotecas, indica que una familia puede ahorrar de media, en estas partidas, sobre los 1.677 euros al años. Dicho de otro modo, se puede ahorrar hasta un 22,5% en el pago de sus facturas habituales

Pero los datos no se quedan ahí exclusivamente. Y es que si se ponen en funcionamiento otras medidas en el hogar, como la selección de electrodomésticos más eficientes o adquirir productos en supermercados con precios más baratos, el montante puede ascender en 1.400 euros más en doce meses. 

Tal y como detalla Luciana Blasco, responsable de finanzas de Rastreator.com, es importante recordar “la importancia del ahorro y cómo gestos tan sencillos como revisar nuestras facturas y analizar si existen ofertas más interesantes en el mercado pueden hacernos ahorrar más de 1.600 euros”. Todo depende de la atención y la dedicación que le demos. 

Torre añade que las prisas suelen ser “malas compañeras” cuando elegimos cuáles son nuestros proveedores habituales. Por eso, hacer “un ejercicio de comparación es fundamental, ya que nos ayuda a abaratar nuestras facturas” y, además, es algo que “se puede aplicar en el mundo de la inversión con los productos financieros”. Es mejor “tomarse el tiempo que sea necesario”.

El cambio de proveedores: una posibilidad interesante

El citado informe ejemplifica que una familia de cuatro miembros que vive en un piso de tres habitaciones y cuenta con dos coches podría ahorrar una media de “900 euros en todos sus seguros”. 

Tomando esa misma referencia, si esa unidad familiar cambia de tarifa de telefonía, Internet y televisión a otra más económica podría reducir su gasto “en 216 euros al año y sumar 243 euros más si también busca una tarifa de luz y gas más económica”. Efectivamente, todo es un sumatorio que nos ayuda a completar el ejercicio con una mayor tranquilidad. 

Asimismo, estos expertos detallan que uno de los principales gastos que asume una familia es el pago de la hipoteca, cuyo potencial de ahorro se sitúa en una media de “312 euros al año en intereses”.

A este respecto Torre expone que tenemos que observar bien “los diferenciales que nos aplican y que nos pueden lastrar durante toda la vida del préstamo”. Su recomendación es mirar muy bien si nos interesa “un crédito hipotecario a tipo variable o fijo” y ver qué porcentajes se “traducen en intereses”. De ahí, podemos quitarnos un pellizco importante al año.

Ahorros adicionales en el hogar

También, otra alternativa, al margen de la selección de los proveedores, tal y como describen estos expertos, es “poner en práctica una serie de medidas para reducir nuestras facturas hasta en 1.400 euros al año”.

Por ejemplo, elegir electrodomésticos eficientes, puesto que son los “responsables de la mayor parte de la factura de la luz”, afirman. De este modo, optar por electrodomésticos eficientes es una buena forma de reducir “el coste de electricidad”. Un coste que podría suponer 100 euros menos anuales. 

Otra serie de recomendaciones sería acabar con el stand by (puede ahorrarnos entre 60 y 100 euros al año); ajustar la potencia contratada (nos puede reducir 50 euros en 12 meses); o elegir bombillas LED (que pueden suponer un coste de 156 euros al año, casi un 88% menos que las bombillas incandescentes que habitualmente tienen la mayoría de los hogares españoles).

En este articulo: Consumo Ahorro

Iniciar sesión 0 Comentarios
cargando